Noticias del Área de Salud de Ibiza y Formentera

Servei de Salut de les Illes Balears (IB-SALUT)

Camareras de piso

El Área de Salud de Eivissa y Formentera presenta un programa de intervención para mejorar la calidad de vida de las camareras de piso

\ Se pretende difundir el proyecto «Camareras de piso y salud», financiado por el impuesto de turismo sostenible, que se desarrollará durante tres años

\ Se ha entrevistado a un millar de camareras de piso de las Islas Baleares, 211 de ellas en Eivissa y 45 en Formentera

El Hospital Can Misses ha acogido la jornada «Camareras de piso y salud», enmarcada en el proyecto «Camareras de piso y salud» (ITS’17-096), financiado por el impuesto de turismo sostenible, que se desarrollará durante tres años (2018-2020). La jornada pretendía difundir el proyecto igualmente denominado «Camareras de piso y salud», los resultados obtenidos hasta ahora y el programa de intervención diseñado desde la atención primaria para mejorar la calidad de vida de las camareras de piso, así como debatir sus aspectos principales con las persones asistentes.

La presentación del proyecto y de los resultados del estudio cualitativo sobre las camareras de piso y los informantes clave y del estudio descriptivo sobre estilos de vida, problemas de salud y factores de riesgo ha ido a cargo de Joan Llobera, investigador principal y médico del Gabinete Técnico de la Gerencia de Atención Primaria de Mallorca, y y Xènia Chela, politóloga. Después de la presentación de la intervención del proyecto, Estela Terrer, enfermera responsable del proyecto en Eivissa, ha presentado la intervención del proyecto en esta isla.

En cuanto a los resultados del proyecto, en primer lugar se han presentado los del estudio cualitativo sobre las opiniones y las experiencias de las camareras de piso y de los informantes clave sobre el trabajo de las camareras de piso y los problemas de salud que sufren. Se formaron 6 grupos focales con 34 camareras de piso (uno de ellos tuvo lugar en Eivissa) y 10 entrevistas a informantes clave (una en Eivissa), que incluían camareras de piso sindicadas y asociadas, una médica de atención primaria, una gobernanta, responsables de salud laboral y de recursos humanos de hoteles, y una inspectora médica, entre otros.

Entre los resultados cualitativos, cabe destacar que las camareras de piso expresaron que les gusta su trabajo y, además, que valoran positivamente el horario, la relación con las compañeras de trabajo y la satisfacción por el trabajo bien hecho. Como principal aspecto negativo, apuntaron las condiciones en que tienen que trabajar: definieron su trabajo como estresante, poco valorado, insuficientemente recompensado y físicamente duro; también percibieron que en los últimos años ha habido una mejora en la prevención de los riesgos laborales, pero que la carga de trabajo ha aumentado. Consideraron que «se están dejando la salud» y que este trabajo es la causa principal de sus problemas de salud. Para intentar solucionarlos, la principal estrategia apuntada es acudir a la consulta de medicina de familia, aunque que algunas camareras de piso señalaron que solo les prescriben fármacos en vez de tratar las causas del dolor, lo cual estimula la automedicación. Además, consideraron que reciben una respuesta tardía a los problemas osteomusculares y que las medidas terapéuticas son insuficientes. En el ámbito laboral reclamaron disminuir la carga de trabajo, anticipar la edad de jubilación y que se les reconozcan enfermedades profesionales.

En cuanto al estudio descriptivo, se llevó a cabo en las cuatro islas, concretamente en 39 centros de salud y unidades básicas de salud (3 de Eivissa y 1 de Formentera), y se entrevistó a un total de 1.043 camareras de piso (137 en Eivissa y 44 en Formentera), todas mujeres, lo cual refleja la feminización de este colectivo. Del estudio se desprende que las camareras de piso entrevistadas tienen una media de edad de 43,3 años y que han trabajado en esta ocupación durante 10,7 años, de promedio. Las características de las camareras de piso de Eivissa y Formentera son similares a las del resto de entrevistadas. Indicaron que se ocupan cada día de 18,1 habitaciones y 44,6 camas, de media (17,4 y 39,2 en las Pitiusas, respectivamente). Además, declararon que hacen alguna salida más (5,85 por día) y que trabajan 42,4 horas semanales, de promedio, 2 horas más que en el conjunto de las Islas Baleares.

En cuanto a los estilos de vida, cabe destacar que solo el 43 % hacen suficiente actividad física (el 34,5 % en las Pitiusas), que el 38,3 % siguen la dieta mediterránea (el 41,0 % en Eivissa y Formentera), y que el 30,7 % son fumadoras activas (el 39,4 % en Eivissa y Formentera). A la pregunta sobre su estado de salud, poco más del 40 % indican que es «malo» o «muy malo» (porcentaje similar en Eivissa y Formentera).

IBSALUT INFORMA